30.11.05

Tienta tu suerte

Arriésgate. Acepta el fracaso, no lo temas. Si lo crees necesario, o conveniente, o apetecible... ¡Salta!
No te escondas en un rincón de la rutina cotidiana por miedo al qué dirán. Arriesga hasta donde creas que puedas, y luego un poquito más. Busca la vuelta al problema y dale un nuevo enfoque. ¡Resulta que funciona! ...Y si no, sigues con el problema, pero has empezado a planteártelo.
No sigas consejos. Escúchalos, y adáptalos (incluídos estos ;-)
No creas que Tal Empresa te va a estafar, sólo porque a Pepito le fue mal. A lo mejor no era el servicio que necesitaba ^Pepito, sino el que necesitas tú (más o menos completo, más o menos inmediato) Dale la vuelta una vez más al planteamiento, rodea la opinión común y luego razona desde tu propia realidad. Y luego, haz caso de tu intuición.
No te cierres posibilidades sin haberlas pensado antes. Corre, corre, antes de que se te olvide apunta lo que estabas pensando y luego vuelve a terminar de leer esto.
O no.

Espero ser tu Eva. Muerde la manzana. Parirás con dolor, vivirás del sudor de tu frente, pero serás más sabio.

¿Y lo que te divertirás?

3 comentarios:

monocamy dijo...

Me temo que hay gente que todavía cree, literalmente, el cuento de la manzana de Adán y Eva. ¿Qué consejos darle? que se miren un programa de Arguiñano y progresen espiritualmente...

pues sí...

:P

Anónimo dijo...

Gràcies pel consell, és u punt de vista interessant, jo diria "sense risc no hi ha emoció", no? Pense com tú. és important provar nous enfocaments, no quedar-se conformat, el conformisme ens porta a la rutina i al fracàs.
Te deixe una foto més bonica per al post.

http://www.telefonica.net/web2/lencobert/eve.jpg

Tremuntanal

O.k.,o.k.! dijo...

Gracias, Tremuntanal. Buena foto ;-) No la modifico porque suelo dejar los posts tyal cual... aunque la utilizaré en una próxima ocasión ;-)