14.6.08

Back to the future

Cuando estoy en casa de mis padres el ambiente de familia con horarios y normas más estrictas que las de mi casa a veces logran sacar la adolescente gruñona que sigue en mí. Me apalanco en el sofá, murmuro entre dientes respuestas tontas a toda conversación que me parezca demasiado banal o estúpida, y en casos extremos diría que me pongo en plan Silvio José! Esto no me pasa con todos los miembros de la familia, ni normalmente con cada uno por separado, pero a la que se empiezan a juntar o a rozarme a contrapelo...

Pero incluso hay veces que ya ni adolescente ni nada, ya me reboto como si tuviera 8 años y siguiera compitiendo con mi hermana! Cuando me doy cuenta, desaparezco un rato y me escondo en mi cuarto.

En una de éstas fue cuando me puse a buscar algo que leer y encontré en una caja 4 de los almanaques que nos solían traer los abuelos cuando venían de Inglaterra!!!

Blue Peter es una serie mítica para los ingleses de mi edad, aunque no creo que haya aguantado demasiado bien el paso de los años (o eso o lo he visto en demasiados libros para aprender inglés y ahora me suena a eso, a English 4 :p)De los otros dos comics se salvan algunas historias, no son ya lo que recordaba, el sentido del humor incluso infantil ha cambiado mucho en 30 años y se ven bastante sosos n_n

Pero qué me decís del almanaque de Spiderman del '78? Ya veis que desde peque mi superhéroe favorito era Spidey!

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Lo que más recuerdo de Blue Peter era Shep y su dueño que creo recordar que se llamaba John Noakes ("Get DOWN, Shep!) Era un Border Collie muy guapo. Shep, no John. Los otros eran Leslie Judd con su gato siamés, y Peter Purvis con CREO que una tortuga. La prueba de nuestra inocencia es no haber pensado entonces automáticamente en "Peter Pervert", que es lo primero que se me ha ocurrido ahora. :)

Increíble también cómo la memoria retiene toda esta información inútil, con apellidos y todo, de hace como 30 años, y en cambio del temario de la opo nasti-de-plasti.

Poli-S

Anónimo dijo...

PD. Pero Blue Peter aparte, nuestra pasión y obsesión antes de venirnos a Eppaña era "Blake's 7", una serie de ciencia ficción. Recuerdo todavía la llorera cuando mi padre paró el coche no sé dónde en Francia, ni recuerdo por qué, y tiró nuestra imitación de Orac, el ordenador de la nave, a la basura. Vale que era una caja transparente con un circuito rudimentario de cables, pilas y bombillas mini, pero para nosotros era el ordenador super-mega-inteligente de la nave Liberator.
:(
Hmmmm. Hora de volver a la programación...

Jean Bedel dijo...

Cuando te encuentras con articulos o juguetes de tu niñez la nostalgia se apodera de uno hasta límites insospechados.