28.10.05

Perspectiva de domingo


Jean Bedel tiene por delante cinco días de cuentas... y yo tengo por delante un domingo perdido porque he de ir a supervisar (o sea, cargar la furgoneta, discutir probablemente más de una vez, y recordar datos importantes por enésima vez) para asegurarme de que llegue a MadriT todo lo necesario para la feria.

Va por tí, JB ;-)

5 comentarios:

Jean Bedel dijo...

Gracias por la entrada OKok, todo un detalle :-). Aunque dicen por ahí que mal de muchos ... en fin, a ver como nos sale la cosa. Porca vida ...

laceci dijo...

Joder, vaya panda de pringaos que somos... deberíamos hacer una kedada virtual... para hacer terapia...

O.k.,o.k.! dijo...

A las seis menos diez parecía que incluso podría salir puntual, y con todo el trabajo Bien Hecho.

A las seis menos cinco vi el check List que había hecho mi ayudante

A las seis y cinco comprobé varios errores importantes de coordinación entre la lista cutre saltándose la tabla que le había dado para rellenar y lo que realmente había en las cajas (es que era imposible que hubieran 680 catálogos de un tipo concreto, si llegaron ya inicialmente sólo 500... por ejemplo) y aún pasando de abrir todas las cajas, tuve que comprobar las más importantes.

A las seis y veinte me llamó el diseñador gráfico que nos había colado un poster de mala calidad, diciendo que un amigo suyo me estaba acercando el poster, pero bien impreso

A las seis y veinticinco me dijo que bajara a la calle, que su amigo 8descrito coche y señor a la perfección) estaba a punto de llegar

A las siete menos veinte subo a la oficina a llamar y preguntar por el amigo. Se había perdido.

A las siete menos cuarto llama una amiga para que cenemos juntas.

A las siete menos diez, vuelvo a bajar a la calle a esperar el poster.

A las siete, vuelvo a subir y les doy mi móvil para que me llamen si llega realmente el señor éste.

A las siete y cinco, empezando a pasar al ordenador el checklist corregido manualmente por mí, vuelvo a tener que bajar. A todo esto, mi ayudante hace apoyo moral, sentado delante mío diciendo que somos demasiado perfeccionistas.

A las siete y media llega el poster, el señor entró por el parking en lugar de parar donde acordamos, dejó el poster y se fue.

A las ocho menos veinticinco, subo a ver qué pasa con el poster y con el teléfono, y me encentro el poster encima de mi mesa, y la oficina vacía excepto por mi ayudante (antes éramos unos ocho los que estábamos pringando por distintos motivos)

A las ocho menos cuarto empiezo a explicarle a mi ayudante lo que le he preparado en el dossier, todo lo que había previsto y cómo corregiría yo misma el checklist, introduciendo [...] que no había apuntado y que habían pedido específicamente que controláramos

...la cosa va para largo...

A las ocho me llama mi amiga, que ya cierra su tienda y me espera en el restaurante directamente.

A las ocho y media, tras cuatro llamadas más y exasperarme intentando que em dejara explicarle detalles importantes en los que se debía fijar (dónde conseguir una acreditación que faltaba, dónde cambiar un billete presentando ciertos documentos) y que habíamos discutido ya, pero parecía que fuera la primera vez que los oía, decidí que el check list lo acabaría el domingo, mien tras el-que-te-dije cargue la furgoneta. Y limitarme a comprobar que no rompa nada ni se deje en la oficina el proyector, por ejemplo.

Buen fin de semana.

O.k.,o.k.! dijo...

...para los que no leen este blog a menudo, mi ayudante es un amigo del director general, que cobra más que yo por hacer... ¡eso, check lists inventados!

monocamy dijo...

Pobechitaaaaaaaa... :O

Can I help you in somethong? I mean, in something.

:PPPPPPPPPPPPPPP